Camisería premium. Su presentación es en una caja de cartón en la que debajo de la marca dice “Authentic sophisticated pleasure shirt”. Robert Friedman era un sastre de Nueva York en los 70. Comenzó diseñando camisas en un sótano en frente del Flatiron building y allí le descubrió un hombre de negocios que le encargó todas sus camisas. Este fue el despegue de la marca como camisería de lujo. La calidad de sus telas, la forma de hacer los estampados y sus patrones han hecho de este nombre una camisa exclusiva.

Ir a Arriba